Cuba

ScreenHunter_1622 Dec. 30 11.37


 

Sabe a mar, a ron y a son. Cuba es salsa, es sabor, es calor, es pasión.

Cuba son las calles negruzcas de la Habana, coronada con un blanco capitolio delante del que se celebra un mercado al aire libre todos los domingos. La carne del ganado cuelga mostrando sus entrañas, las cervezas mayabe se sirven heladas y los pies danzan sobre un asfalto que abrasa. La Habana Vieja son los cristales de antiguos edificios que caen sobre las aceras al pasar. Es la calle Obispo con su olor a pizza de tomate y queso, a libros antiguos al atravesar la Plaza Vieja, y a hierbabuena en el vaivén de turistas que entran y salen de la famosa Bodeguita de en medio; la capital de Cuba es la oleada a sal que anega la nariz al llegar al malecón, un largo paseo tan popular como humilde, que mantiene con esfuerzo y orgullo edificios que cuentan en silencio la gloria de tiempos pasados. La Habana es La Favorita, una casa de huéspedes llena de arte y personas que pueden convertirse en una gran referencia en la isla y guardar un tesoro de por vida.

cubaCuba es el magnífico paisaje de Viñales, salpicado de abruptas montañas, valles verdes y cuevas ocultas. Son las altas palmeras que siembran la panorámica y sus perros callejeros que deambulan sin dueño. Son sus gentes abiertas y risueñas que se aglomeran en la plaza del pueblo recibiendo a cada autobús que asoma atestado de turistas. Cuba es Trinidad y su escalinata de piedra donde cada noche las notas musicales de instrumentos en directo aderezan brindis infinitos. Son sus calles adoquinadas, es el encanto de un pueblo teñido de colores y artesanías que asoman por puertas y ventanas. Es su autobús que en un corto paseo te lleva hasta el azul turquesa y la blanca arena de Playa Ancón.

Es Santa Clara y la pasión de sus habitantes, quienes aún hablan con términos de “camarada” y te envían a visitar el mausoleo de Ernesto Che Guevara. Cuba es Cienfuegos con su colonial centro histórico y el parque Jose Martí, donde su linda glorieta puede refugiarte durante una tormenta de verano. Su elegancia la lleva a ser llamada La Perla del Sur.

casa de fidelSantiago de Cuba es la esencia y cuna de gran parte de la música cubana, solo basta caminar sin rumbo por la ciudad para descubrir melodías pegadizas tras cada esquina. En la mente del viajero resonaran persistentes “…llego al Puerto voy para Mayarí…”o, “…de tu querida presencia, comandante Che Guevara…”. Santiago es la pasión y sabrosura de los ritmos frenéticos en la Casa de la Trova, a quienes semejantes bailes dejarán empapado y sin aliento, solo calmado con un buen trago de ron. Es el atardecer contemplado desde el terrado del Hotel Casa Granada, con vistas sobre uno de los símbolos más emblemáticos: la Catedral de Santiago de Cuba.

Es Sierra Maestra, cobijo de la revolución castrista. Con orgullo pisamos las huellas que dejaron los ideales filosóficos e ideológicos de Fidel Castro y su guerrilla.

Aspiramos el rastro bucólico que aún guarda la montaña, y la historia de un acontecimiento tan relevante nos hace estremecer los sentidos.

baracoaCuba es el olor a ropa lavada con el mismo jabón en todos los hogares, son los restaurantes donde no disponen de la mitad de platos de la carta, son las madres que te ruegan un cartón de leche para el bebé que acarrean en brazos, son las cartillas de racionamiento, son sus casas particulares donde alojarse, es la escasez de productos, son los gélidos autobuses Viazul, es el limitado acceso a internet, es su gente abierta y amable que, tras una conversación espontánea por la calle, probablemente quiera venderte puros, ron o llevarte al paladar de su tía.

Cuba es el orgullo de lo que fue y la esperanza de lo que puede llegar a ser.

 

Por si quieres seguir leyendo:
Vietnam   Antes de que la primera luz del día bañe Hanói, la ciudad ya se ha puesto en marcha. Sus calles se visten de madrugadores que se reú...
Perú   … a tamal, a chicharrón, a lomo saltado, a anticucho, a ají de gallina, a rocoto relleno… Perú es sabroso y delicioso, es una explos...
Colombia   Sabe a aguardiente, a patacón y a bandeja paisa. El olor a café recién hecho se cuela por nuestros orificios a medida que avanzam...

No Comments

Leave a Reply